Gustavo, te nos adelantaste

“Algunos seres se extienden hasta el cielo”
Fito Espinosa.

Estos días han sido una real prueba de todo.

fito
Ilustración de Fito Espinosa

Es increíble cómo un día hablas con una persona, coordinas, bromeas, todo va normal, esperas verla al día siguiente y ese día siguiente no llega jamás. Es increíble ver y reconocer el dolor de una familia completa ante la pérdida de una de las personas que más amaban, alguien de su tribu, alguien a quien esperaban ver y acompañar mucho más tiempo aún.

Hace unos meses lo conocí, lo entrevisté. Cuando se fue supe que a él lo quería en mi nuevo equipo, él iba a ser pieza importante en este nuevo reto que me había cargado encima sólo unas semanas antes. Y no me equivoqué, no me equivoqué en absoluto. Pacífico, paciente, divertido como ninguno, místico, así era “Gus”. Teníamos varias diferencias y de ahí salían nuestros mejores productos.

Fue terrible ver a su mamá llorando, a cualquier mamá que despide a un hijo, eso no debería estar permitido. A su papá, a sus hermanos que lo adoraban. Nadie entendía, aun no entendemos, todos hablamos con él horas antes, sólo se sentía un poco mal, nada grave. No tenía bazo, ahí estaba lo grave, pero nadie lo sabía. Me llamaron a las 6am del 26 de diciembre, ayer, “Lu, Gus se murió”.

Tuve que llamar otra vez, preguntar y re preguntar si lo que me decían era cierto, no era posible. Pero lo era y era realidad ahora y había que tomarla. Le pusimos flores blancas sobre su escritorio, lo lloramos y aun tenemos lágrimas para él, lo recordamos, nos reímos pensando en qué estaría haciendo si estuviera ahí con nosotros. Gus no te vas a ir jamás, nos repetimos una y mil veces.

Qué hueco tan grande has dejado. Fue maravilloso saber que tantísima gente te quería, es maravilloso saber que nos dejaste un poco de ti y que no estamos dispuestos a olvidarte. Te nos adelantaste Gus, como siempre, aunque esta vez hubiéramos preferido que no sea así. Gracias por tu compañía, por todo lo que emprendiste con este equipo maravilloso que llegamos a formar, por los consejos, los datos de tus viajes por el mundo para que todos la pasemos tan bien como tú, gracias por la sonrisa que nos ha quedado grabada.

Chau Gus, nos vemos algún día.

Lu

Deja un comentario