Las ricas menestras

De chica no podía comer la alverja partida, estaba aburrida de los lunes de lenteja, los pallares sólo los comía en ensalada pero siempre disfrutaba de los frejoles con tocino de mi mamá.

Las menestras son importante en todas las etapa de la vida, para los niños porque les da energía, para las embarazadas por que les proporciona hierro y más. La doctora Paola Arrús nos cuenta acerca de la importancia de las menestras y de la necesidad de integrarla en la dieta diaria de nuestros hijos:

“Las Menestras, por suerte, son un plato frecuente en muestra población, además de ser económicas, poseen un gran valor nutricional, lo que hace que semanalmente estén en nuestra mesa. Son originarias de América pero hoy en día se cultivan en todo el mundo, son apreciadas no sólo por su sabor, sino también por sus cualidades nutricionales que son muchas. Por ello, especialmente si hay niños en casa, no deben faltar en la mesa.

Las menestras son una gran fuente de proteína vegetal, lo cual es una ventaja respecto a la de las carnes pues no contienen grasas saturadas ni colesterol. Además contienen calcio y hierro. Si bien es cierto que la cantidad y calidad de sus proteínas en algunos casos es menor que la de las carnes, combinados con otros alimentos (como carnes y cítricos) mejora su poder nutricional y la biodisponibilidad de proteínas, calcio y hierro. Por eso la mejor combinación para un plato de menestras son un pedazo de proteína animal y una ensalada.

Otra gran cualidad de las menestras es que estimulan la reproducción y regeneración celular. Por ello, para las embarazadas y los niños, quienes están en desarrollo constante, consumirlas es casi fundamental. A los bebés se les puede comenzar a incluir las menestras en sus comidas a partir de los 7 meses, en forma de papilla, no es necesario pelarlas ni colarlas, es suficiente con aplastarlas un poco.

Las menestras también tienen carbohidratos, lo cual es importante porque proporcionan energía. Los frejoles, pallares, lentejas, garbanzos, etc. contienen carbohidratos en cantidades importantes. Los carbohidratos son importantes porque van a dar la sensación de saciedad, y al ser carbohidratos complejos van a tener un índice glucémico bajo, tienen la propiedad de regular el paso del azúcar en la sangre; por eso, los que sufren de diabetes pueden consumirlas sin temor. Se recomienda su consumo mínimo una vez a la semana.

Las menestras contienen abundante fibra que ayuda a la regulación intestinal, mejora la flora gastrointestinal. Contienen un 20 por ciento de proteínas cuando están crudas y 6 por ciento, si están cocidas, porque en su preparación se agrega agua, debido a que es un grano seco.

Las puedes preparar de diferentes formas: la tradicional remojándolas el día anterior y luego preparándolas sancochadas con aderezo, También se las puedes dar en forma de croquetas o hamburguesas, incluso, en el verano las puedes hacer en ensaladas. Las menestras son un importante elemento en la nutrición de los niños, por su  alto contenido de carbohidratos, proteínas  y energías necesarias para el crecimiento, especialmente si se complementan con un producto de origen animal, ésto hará que el hierro se absorba mejor.

Dra. Paola Arrús.
Médico Pediatra
dra.arrus@ensenandoacomeramihijo.com
ensenandoacomeramihijo.com

A veces nuestros hijos no comen menestras porque no las preparamos de maneras distintas, siempre es en guiso, siempre los lunes 😛 Podemos hacer torrejas de lentejas, ensaladas de pallares, puré de garbanzos…. ¡me dio hambre!

¿De qué otras maneras las preparas tú?

Hablamos,

Lu

3 comments

  1. En casa es el clasico “Lentejas los lunes” pero unos días le agrego chorizo, otras carne, y siempre quesito fresco en cuadraditos, hummmm, tienes razón Lu ya dio hambre = )

  2. Yo solo las cocino con cebolla, ajo, sal y un poco de comino … algunas veces las preparo como ensalada, otras veces las aderezo o las preparo en tortilla, en fin .. todo es bueno con tal que Valeria se las coma..

  3. Hago mea culpa, los lunes son de lenteja en casa, pero (y aquí me salvo xD) es “la montura” (palabra textual de mi suegris XD) con un estofado ligero, un pollito saltado, tortilla de zapallito con jamón, un huevote frito o pescado.
    Mi madre nos inculcó las ventajas de las menestras y en casa se comen tres veces por semana. Los pallares como puré (con seco), el garbanzo con acelgas o colorado con chancho, los frejoles (sea el panamito o el canario) igual, con seco de carne, o sólo con chancho, o en ensalada(al menos en verano)tipo cebichito, y el infaltable tacu tacu que adoran en casa.
    No he intentado con el frejol castilla porque… bueno supongo que porque no lo comí de chica. Ah.. por cierto la única menestra que a la que le tengo tirria es, igual que tú, a la alverja… por más que intento, no la paso! XD

Deja un comentario