Súper Mamá: El Mundo Celeste de Nora

Conocí a Nora hace poco y cuando conversamos parece que fueran años de amistad. La leo y me divierto, me siento en confianza. Es inteligente, brillante diría yo. Es de las personas que destaca por el esfuerzo adicional que le pone a lo que hace y eso se nota, se ve, se lee en su revista. Ella, y su genial familia, son los gestores de “Mundo Celeste“, que es una de las importantes revistas que aquí recomendamos con mucho cariño.

Le pedí a Nora entrevistarla para la sección “Súper Mamá” y sus respuestas eran algo que quería que leyeran, porque además de divertida Nora es inspiradora, es auténtica y esa es una característica casi perdida en muchas personas. Aquí está ella, en lo que dice, en lo que cuenta, en las fotos. Conózcanla y disfruten de la revista “Mundo Celeste”, que este octubre cumplió 7 años de creación.

Mi nombre es Nora Luna y tengo 33 años (o 32, ya no sé), nací en Lima. Tengo una hija (Brenda Celeste), un espeso, perdón, un esposo (Martín), una perra de color negro llamada Clarita, una gata recogida, y 3 pericos. Soy introvertida, pero puedo llegar a ser divertida sólo si entro en confianza. Me encantan los animales. Brenda dice que me quiere mucho porque soy su única mamá y Martín dice que soy antipática pero al final nos complementamos.

¿Cómo surge la idea de abrir un negocio dedicado a los niños? ¿Qué te motivó?

Surgió en un momento que estábamos elaborando una revista para novios, Martín (mi esposo) cuidaba a Brenda que tenía más o menos 4 meses, mientras yo estaba en la computadora trabajando. Le comenté a Martín ¿Por qué no hacemos una pequeña guía para padres? Y así podemos informar a los padres que como nosotros están en la búsqueda de información.

Él no lo pensó dos veces y dijo ¡Ya hay que hacerlo! Siempre es así, yo lo pienso y él lo ejecuta. Pero al final, de la guía que en un primer momento se pensó, salió una revista. Viendo a Brenda Celeste y viéndonos a nosotros mismos como padres solos e inexpertos, con la cabeza llena de interrogantes, nació Mundo Celeste.

¿Tu vida cambió tras ser madre?

No mucho, salvo que ya no puedes dormir como antes. Además cuando Brenda tenía 6 meses, iniciamos el proyecto de Mundo Celeste, así que no tenía tiempo de pensar si cambió o no mi vida. Debía cuidar a una bebé, a un esposo hijo y también a esta nueva empresa.

Nora y Brenda Celeste.

¿Es difícil ser madre y empresaria a la vez?

Empresaria suena a ligas mayores, solamente soy alguien que emprendió un proyecto, que tuvo un sueño y que hasta ahora cuesta realizarlo al 100%.

No puedo negar que Mundo Celeste es bastante absorbente y que he dejado de lado muchas veces a Brenda y a Martín, y debía de hacerlo, porque he tenido que repartirme entre mi familia, mi trabajo de diseñadora en otra empresa y a la revista.

¿Cómo se hace para cuidar de los hijos y hacer crecer el negocio a la vez?

El negocio se convierte en otro hijo al cual debes de cuidar tan igual como a tu familia. No puedes pretender que un hijo de 3 o 5 años te mantenga, hay que hacerle seguimiento y dedicarle mucho tiempo hasta que pueda valerse por si mismo.

Tienes que aprender a vivir con los altos y bajos de toda empresa que recién empieza, es como una montaña rusa, en donde un día puedes estar muy contento con los logros obtenidos, como otro día puedes estar en medio de miles de preocupaciones que hace que pienses “¿En qué me metí, y ahora cómo salgo?”. Es ahí en donde, solo viendo  a Brenda puedo lograr que todas las frustraciones y preocupaciones pasen a un segundo plano, porque ella es el motor de todo.

Se me hace un nudo en la garganta cuando ella dice “mamá, papá; si necesitan plata, pueden romper mi alcancía nomas” Dime como puedes flaquear con palabras como esas.

¿Qué dificultades has encontrado en todo este camino desde que iniciaste la empresa?

Miles, cuando iniciamos el proyecto de Mundo Celeste, Martín tenía 30 años y yo 25. Tomamos muchas cosas a la ligera porque como se dice “La ignorancia es atrevida” y en eso nos convertimos, en unos “atrevidos”

Tengo muchos recuerdos de los inicios y ahora me embarga el miedo, cosa que en su momento no sentí, era más lanzada creo. Recuerdo todo y digo ¡cómo hice eso!. En ese momento no nos percatábamos que solo estábamos con una computadora, un scanner, una impresora y una cámara de fotos que demoramos más de dos años en pagarla…¡ah, y miles de deudas!

Como todo comienzo, tienes que hacer de todo, porque plata para pagar a personal no había. Emprendimos el proyecto de Mundo Celeste sin un sol. Pero tuvimos suerte, conocimos a muchas personas que apostaron por Mundo, personas que en un primer momento fueron clientes, pero que ahora son amigos. Muchos de ellos nos dedicaron horas de su tiempo,  para contarnos de sus experiencias y de cómo debíamos hacernos un camino.

¿Cuáles son tus planes a futuro?

Tengo un montón de planes, pero por el momento solo son sueños. Mientras tanto quiero posicionar a Mundo como una súper revista informativa.

Desde que iniciamos este proyecto, tuvimos claro que no podíamos ser una revista más, queríamos brindar una buena información para los padres y también nos comprometimos a que Mundo Celeste sirva como medio para lograr que muchas instituciones y personas encargadas de velar por las madres y los niños transmitan su labor.

¿Qué es lo que les recomendarías a aquellas mujeres que están pensando lanzar un proyecto de negocio?

Les diría que lo hagan, que sigan sus sueños, que intenten a ver si funciona o no, así no obtengan los resultados que esperan, que lo tomen como un gran aprendizaje, porque todos los días aprenderán algo nuevo.

¿Cómo imaginas a Brenda de aquí a 10 años?

Más alta que yo…mentira, es broma. La verdad es que no he imaginado como sería de acá a algunos años, trato de disfrutar el poco tiempo que tengo con ella, aunque a veces estoy tan cansada que mucho caso no le hago y eso me hace sentir mal. Lo que si tengo claro es que quiero que sea una persona feliz en su mundo, en su mundo celeste.

Ella sí se imagina de grande, se imagina en una casa enorme llena de animales recogidos, yo también quiero estar en su sueño.

Nora y Brenda Celeste.

¿Algunas palabras para las lectoras de Mamá de DOS chancletas?

Solo decirles que si se sienten agotadas y piensan que ya no pueden más, que no se preocupen, que Dios las creó con extra fuerzas,  y que siempre podrán hacer más de lo que ellas creen. Solo falta creer para crecer.

¿No les dije? Ahora conocen a la mujer que pone las letras en “Mundo Celeste”. Ella, junto a un súper equipo de trabajo, cada dos meses busca la mejor información para nosotros, los padres ansiosos de conocer más acerca de nuestros hijos.

Desde aquí les deseamos ¡FELIZ ANIVERSARIO MUNDO CELESTE!, que sean más ediciones, más información para compartir, más oportunidades para compartir. Y por su 7mo aniversario están realizando un sorteo increíble, sólo pasa por su web, entérate y participa.

Felicidades Nora, gracias por hacernos parte de tu “Mundo Celeste”.

Hablamos,

Lu

Datos:
Puedes encontrar la revista “Mundo Celeste” en: Metro, Wong, Tottus y Zeta Bookstore. ¡Búscala!

3 comments

  1. ¡Qué linda nota! Es muy lindo poder hacer realidad los proyectos.

    Un beso.

    Hace mucho que no venía porque no encontraba el link del blog, y lo encontré en Facebook. Vivimos tan rápido, que lo había perdido.

  2. Estoy muy contenta porque la revista sigue creciendo y por el esfuerzo que ponen día a día la sra. Nora y el sr. Martín, ellos y los chicos dan todo de sí en cada edición. Desde aquí les envío un gran abrazo y sé que van a lograr que la revista siga creciendo. Gracias porque fui parte de su equipo y sé de todo el entusiasmo puesto para entregar la revista a los lectores. Un gran abrazo a todos mis amigos de Mundo Celeste.

  3. Bueno yo tmb era del equipo de Mundo Celeste y dejemme decirles que conosco a la Sr.Nora y a su esposo el Sr. Martin y claro al angelito de Mundo Brenda! ……. realmente son personas trabajadoras!! creativas e inspiradoras que muchas veces dejan de hacer muchas cosas por terminar y entregar una buena revista. Kisas el secreto sea que en la empresa todos somos como hermanos incluso el Sr.Martin ,a pesar que es el jefe, no lo llamamos jefe ni Sr. Martin simplemente Martin .. nMartin no es un jefe ….es un amigo, un hermano , que al igual que la SR. Nora nos dio la oportunidad de trabajar y aprender en su empresa!!npor eso les estoy muy agradecido , por la confianza yespecialmente la PACIENCIA q me han tenido …….nles deseo lo mejor nnBryan M.n

Deja un comentario